La Fotografía en Nejapa Tiene un Nombre

Conversando con Juan Francisco Esquivel

P8233496.JPG

Amable y muy dinámico, así es Juan Francisco Esquivel, auténtico nejapense quien practica el difícil arte de la fotografía desde su temprana juventud. Hijo de don José Tomás Quijada y doña María Victoria Esquivel. Don “Paco”, explica que desde que estudiaba la educación primaria sentía curiosidad por los aspectos fotográficos. Y fue en 1965, cuando se celebró la Primera Feria Internacional de El Salvador, cuando su papá le compró la primera cámara, marca AGFA. Desde ahí, ya no se detuvo. Y su inquietud lo llevó a matricularse, en 1973, en una famosa escuela por correspondencia, la Modern Scholl, con sede en Miami, Florida (USA), en un curso de fotografía teórico y práctico, del que se graduó en 1976. En sus inicios, Paco” se movilizaba en diversos sectores para la toma de fotografías, pero en junio de 1978 inauguró Foto Centro “Esquivel”, en Nejapa, en donde realizaba distintos trabajos fotográficos: de eventos, familiares, de cédula (hoy ya desaparecida), en blanco y negro y a color. Puede decirse que “Paco” tiene en su archivo de negativos a casi todo Nejapa, entre habitantes y paisajes lugareños, lo que lo convierte en una valiosa fuente de documentación gráfica. Al preguntarle qué opina de su vida, con sonrisa franca, “Paco” manifiesta que se siente sumamente realizado con su profesión, misma que le ha permitido formar a sus tres hijos. En su vida personal, él se casó con Marta Isabel González. Del área fotográfica, el Sr. Esquivel tiene recuerdos. Por ejemplo, rememora que don Magín Rodríguez, un fotógrafo de Tonacatepeque, quien estuvo un tiempo en Nejapa, le enseñó a retocar negativos. “Cuando ya podía, don Magín me pagaba 15 centavos de colón (menos de dos centavos de dólar), por cada negativo que retocaba”, explica divertido. “Paco” vivió la etapa de las cámaras mecánicas y también la era actual, por lo que ya se digitalizó, con sus nuevas cámaras y su computadora. Juan Francisco Esquivel, exitoso y ejemplar nejapense, envía un mensaje a sus coterráneos, especialmente a la juventud: “Preocúpense por salir adelante, por prepararse, por hacer cosas positivas dentro de la sociedad, y como siempre, estoy a las órdenes de los nejapenses para sus fotografías”.

Para estar informado de los últimos artículos, suscríbase: